Bono social

A partir del próximo mes de octubre de 2018, 1.800.000 personas perderán el bono social y su actual descuento de un 25% en la factura de luz. Todos aquellos que se beneficiaban de él sólo por tener una potencia contratada inferior a 3kW, ¡dejarán de tenerlo!

Si pierdes el bono social pasarás a pagar el PVPC como el resto de consumidores que están en el mercado regulado. Esto implica, aproximadamente, una subida directa en tu factura de luz de un 33%. En ese caso, puedes cambiar al mercado libre y elegir una compañía que te ofrece un precio siempre ajustado (más barato que el PVPC) y que te ayuda a ahorrar en tu factura.

El nuevo bono social y sus requisitos

Hasta ahora, el bono social de la luz era un descuento en la factura que disfrutaban los usuarios que, dentro de la tarifa regulada, cumplieran al menos uno de estos requisitos: ser familia numerosa, ser pensionista mayor de 60 años (con este único ingreso), formar parte de un hogar con todos sus miembros en paro o bien, tener menos de 3 kW de potencia contratada.

El pasado octubre de 2017 cambiaron las condiciones para acceder al bono social: se eliminan todos los requisitos anteriores (excepto el de familia numerosa que se mantiene) y además se introduce el criterio del nivel de renta de la unidad familiar. Sólo podrán acceder a él los usuarios que tengan contratado el precio voluntario para el pequeño consumidor (PVPC) en una comercializadora de referencia (mercado regulado) y que además cumplan los siguientes requisitos:

Vivienda habitual

Vivienda habitual

Sólo puede disfrutar del bono social de luz una persona física en su vivienda habitual (nunca en su segunda residencia).

Nivel de renta

Nivel de renta

Hogares sin hijos con ingresos totales inferiores a 798€. Hogares con un menor a cargo e ingresos no superiores a 1065€. Hogares con dos menores a cargo e ingresos totales inferiores a 1331€.

Potencia

Potencia

La potencia contratada para el punto de suministro en el que se desea disponer del bono social debe ser igual o inferior a 10 kW.

Cámbiate en 3 minutos

Sin trámites ni papeleos

Sin permanencias, ¡eres libre!

Cámbiate aunque vivas de alquiler

Te llamamos nosotros